Los espacios accesibles no son sólo para personas con discapacidad, porque sabemos que son personas poco tenidas en cuenta y todos en algún momento de nuestra vida tenemos necesidades especiales, envejecemos, podemos tener un accidente o desarrollar una enfermedad…

Esto nos llevó a desarrollar un espacio para todos, no diferenciador de personas con discapacidad, sino inclusivo, es decir, que sirviera a todo el mundo, un hotel accesible para todos.

¿Qué quiere decir un espacio para TODOS?

Se ha cuidado con esmero la accesibilidad en todo el recinto del Hotel Rural:

Todas las suites se encuentran a nivel de la calle, por lo que el acceso a las suites no necesita rampas ni escaleras (excepto en una de ellas, que cuenta con una pequeña rampa).

Se tuvieron también en cuenta los espacios de acceso necesarios a los distintos elementos para realizar la transferencia y para realizar un giro de 360º en una silla de ruedas. El pavimento cumple con la norma UNE, resbalicidad clase 2.

En la cafetería ambos aseos son adaptados.

Las puertas de habitaciones cuentan con un paso mínimo de 80 cm. Las puertas de los armarios son correderas y las barras para colgar la ropa están a una altura de 140 cm. Todas las persianas son eléctricas y sus mecanismos de control se encuentran a una altura de 90 cm y en lugar accesible.

En el interior cuentan también con un baño completo adaptado para personas con movilidad reducida. Las duchas son a ras de suelo y con barras, los inodoros suspendidos a 47 cm. Y con barra fija y abatible, los lavabos suspendidos y con una altura libre inferior de 70 cm. Accesorios y mecanismos de control a una altura máxima de 120 cm y espejo a 90 cm.

Así mismo, contamos con varias sillas de ducha a disposición de nuestros clientes. Todos los baños adaptados cuentan con un sistema de alarma conectado a recepción y al teléfono de los propietarios, que suena en el salón de la suite simultáneamente.

 

Las cocinas son adaptadas, teniendo en cuenta la altura de los armarios y el espacio de giro. RuralSuite ha desarrollado un sistema de cocinas que permite la rápida extracción de los muebles bajo la placa de inducción y el fregadero dotándolos de ruedas para permitir la aproximación frontal en silla de ruedas con una anchura libre de 80 cm.

Cada suite dispone de timbre con señal lumínica para personas con discapacidad auditiva.

Y seguimos… actualmente, nos encontramos en fase de desarrollo de las ayudas necesarias para personas con discapacidad visual.

¡Además de ello te enamorarás de su estética y encanto, somos un Hotel de diseño!

¿Cómo lo hicimos?

Nos basamos ante todo en el sentido común y estudiamos mucho cada detalle, consiguiendo unos espacios que van más allá del cumplimiento de la normativa.

Asesorados por PREDIF a la hora de diseñar este espacio, siempre muy apreciado por las personas con diversidad funcional que nos visitan e incluso por organismos oficiales como la Cámara Navarra de Comercio e Industria, quien nos otorgó el Premio de Accesibilidad Global “Sin Barreras” el año 2011.

Para más información en el siguiente en enlace se encuentra la auditoría hecha por PREDIF: