Castildetierra, símbolo inconfundible de las Bardenas

Cada vez que visito las Bardenas Reales y paseo por la Bardena Blanca, recuerdo las esculturas de arenas que suelen realizar diferentes artistas en verano por las playas de nuestro país. Pero ni al mejor artista se le hubiese ocurrido nunca realizar esta monumental obra de arte viviente, este paisaje abstracto que no deja indiferente a nadie.

Dicen que una obra de arte es aquella expresión artística que provoca algún sentimiento (por malo que éste sea) al que la observa. Las Bardenas Reales de Navarra es uno de los paisajes que te dejarán más boquiabierto de todos. Es una inmensa obra de arte con castillo de arena incluido. Me estoy refiriendo al cabezo Castildetierra, una escultura imponente que se levanta en el paisaje y que parece presidir el resto de las Bardenas.

Su forma ha sido fruto del capricho de la naturaleza. La erosión durante siglos del cierzo y el agua, fueron dibujando su silueta irregular y estilizada. La parte superior de Castildetierra se ha mantenido más intacta debido a que en su composición cuenta con mayor proporción de areniscas mientras que sus laderas tienen más arcilla y ésta es más débil ante la acción geológica.

Hasta Castildetierra llegamos fácilmente si entramos a las Bardenas por la localidad de Arguedas. Inmediatamente lo reconoceremos y quedaremos admirados al observar de cerca su textura, los juegos de las luces y las sombras dibujando grandes pliegues y la sucesión de capas de “colores tierra” que nos muestran todos los sustratos del terreno. Castildetierra constituye sin duda el símbolo de las Bardenas y ha sido plasmado en los logotipos de casi todos los centros, asociaciones, etc. del lugar. Así mismo, son muy típicas las fotografías tomadas de este emblema bardenero y todas sus instantáneas son a cual más especial.

Cuando empieza a atardecer el espectáculo no tiene parangón y no hay quien se resista a llevarse el recuerdo de este lugar tan mágico.

Estudiosos de diferentes partes de España y del extranjero se han interesado por investigar esta zona de Navarra y por contribuir a su conservación. Especialmente se quiere procurar que Castildetierra permanezca sin alterarse, pero esta tarea es prácticamente imposible puesto que la climatología seguirá modelando su perfil y lo transformará inevitablemente a su antojo.

Ven a conocer las Bardenas Reales, te sorprenderá.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *